Joe Biden no cambiará su postura con Irán, a menos que hagan todo lo que dice

Joe Biden no cambiará su postura con Irán, a menos que hagan todo lo que dice

Joe Biden volvió a demostrar que su accionar político internacional no cae muy lejos del que demostró Donald Trump en los últimos cuatro años. Con la excepción de Rusia, el resto de las naciones enfrentadas a Estados Unidos continuaron recibiendo el mismo trato que con el antiguo magnate inmobiliario, en especial en todo lo que refiere al Medio Oriente.

Joe Biden sigue imitando a Donald Trump en temas de política internacional. 

El mandatario remarcó que no le quitará a Irán las sanciones impuestas, de forma ilegal, por Donald Trump a fines del 2020 a menos que sigan sus instrucciones al pie de la letra. A fines del año pasado, el expresidente volvió a imponer sanciones a la Nación musulmana sin permiso de la Organización de las Naciones Unidas o la Unión europea, un hecho sobre el que no tenía jurisdicción total.

Biden hizo caso omiso a lo dicho por la ONU, al igual que Trump, ya que considera que Irán fue en contra de lo dicho en Teherán en el 2015, un acuerdo que había sido controlado por el organismo de la Unión europea. Por la parte iraní pidieron que, antes de ellos hacer cualquier cosa, que levanten las sanciones.

Joe Biden aseguró que levantará las sanciones en caso de que Irán se comprometa a volver al tratado de Teherán en 2015.

El control del jefe de Estado demócrata sobre Medio Oriente empezó intentando alejarse de lo hecho por Donald Trump, luego de cancelar la venta de armas de fuego, sin embargo las constantes arremetidas de las fuerzas militares en la zona hacen que todo siga igual. Con respecto al levantamiento de las sanciones, EUA solo accedió a liberar aquellas que estaban ligadas a lo nuclear.

“El levantamiento limitado de las sanciones nucleares será a cambio de límites permanentes y verificables de su programa nuclear”, traducido, significa que el gobierno del presidente estadounidense de 78 años solo permitirá que Irán continúe con sus pruebas nucleares si ellos pueden recibir toda la información de sus proyectos de antemano.

Joe Biden ya arremetió contra China, Rusia, Corea del Norte y, ahora, Irán.

Joe Biden se distinguió de Donald Trump en el trato de dos naciones que significaron un peligro para Estados Unidos en el pasado, con las que el exmandatario se mostró especialmente suave: Rusia y Corea del Norte, la última incluso fue visitada por Trump a mediados del 2019, mientras que Biden considera que sus pruebas militares son una amenaza.